Los senadores declararon, en la carta de renuncia entregada al jefe del bloque justicialista, que el Presupuesto que se votará mañana “no tiene consistencia, seriedad ni veracidad”, ni “en sus supuestos de recaudación ni en las metas fiscales propuestas”.

 

Los senadores nacionales del PJ por Tucumán, José Alperovich y Beatriz Mirkin, entregaron este martes su renuncia formal al bloque justicialista que preside Miguel Pichetto, mediante una carta en la que expresaron su desacuerdo por el apoyo al presupuesto 2019 y la “dificultad” para acercarse a otros sectores del peronismo.

“Nos dirigimos a usted para comunicarle nuestra decisión de retirarnos del bloque justicialista. Hemos acompañado a lo largo de casi tres años el esfuerzo del bloque por incorporar las necesidades de las provincias en la discusión con el gobierno nacional sobre las leyes por éste requeridas, pero consideramos que esto ha llegado a un límite”, sostienen en el texto al que accedió Télam esta tarde.

“Compartimos la doctrina justicialista, pero comprendemos que en cada momento nuestra representación debe organizarse en relación con las condiciones existentes. En nuestra opinión, se impone una postura firme en los hechos y en las palabras frente a un gobierno que no ha dejado error por cometer y daño por infligirle a la Argentina productiva, a las pymes y aún a las grandes empresas, a nuestro pueblo y a las provincias”, afirman.

Los senadores advierten también que “es necesario confluir con los demás senadores peronistas y de frentes electorales en un gran interbloque que se constituyera en la oposición y la representación de los gobiernos provinciales de nuestra fuerza”.

“Este se ha revelado difícil hasta ahora”, consideran, en alusión al bloque de Unidad Ciudadana, que integra Cristina Kirchner, pero aclaran que no “cesan en la voluntad de llegar a a confluir”.

En el último párrafo de la misiva, afirman que consideran “oportuno constituir un bloque de representación peronista provincial” y que valoran “la independencia que implica poder sostener un punto de vista propio según la comprensión de la situación del país y de la provincia”.

También adelantan en la misiva que “con seguridad muchas serán las votaciones” que los “encontrarán del mismo lado”.

Ayer, Pichetto minimizó la importancia del alejamiento al sostener que debía producirse un “sinceramiento”, en alusión a las aspiraciones expresadas por los dos renunciantes de acercarse al bloque de Cristina Kirchner.