Ate Río Negro llama a resistir en las calles

Luego de conocidos públicamente algunos de los puntos del acuerdo fiscal firmado entre el Estado Nacional y las provincias, además de las declaraciones efectuadas a los medios por el Gobernador Alberto Weretilneck, la Asociación Trabajadores del Estado (ATE) considera que el Estado rionegrino no resistirá medidas tan drásticas y similares a las llevadas adelante en la década del noventa, como las de disponer un congelamiento de todos los puestos laborales y el establecimiento de retiros voluntarios en la Administración Pública.
“El Estado rionegrino ya se ha venido achicando y no resistirá medidas tan drásticas como las anunciadas. A los perjuicios que ya genera la falta de personal, no se le puede sumar el congelamiento de puestos laborales en la Administración. El instrumento de los retiros voluntarios ha sido nefasto en nuestro país y con ellos creció la pobreza”, recordó Rodolfo Aguiar, Secretario General de ATE y CTA Río Negro y advirtió que “ya existen síntomas y señales claras que el ajuste de Macri es una realidad en la provincia. Tenemos que resistir en la calle estas medidas. Los asalariados y los jubilados estamos siendo duramente atacados en este momento”.

El Sindicato convocará a un Plenario Provincial de Delegados de todos los sectores para definir acciones, bajo la consideración que el ajuste de Macri ya es una realidad en la provincia y que el mismo afectará los servicios públicos en su cantidad y calidad, produciendo un mayor impacto en las clases media y baja de la sociedad.

Desde ATE se argumenta que la falta de personal ha sido una constante en la mayoría de las áreas estatales y ha puesto en riesgo numerosas prestaciones en el último tiempo.

Es una muy mala noticia que el Poder Ejecutivo de Río Negro piense en recurrir al financiamiento del Gobierno Nacional para instrumentar jubilaciones anticipadas, sabiendo que los antecedentes de este instrumento previsional son nefastos y se trata de una medida a través de la cual se perdieron derechos elementales, como así también llevó a la profundización de la crisis social.

Prensa ATE